Rinoplastia Barcelona - Cirugía estética nariz - Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán & Hernández

Dr. José Antonio Arán Arán
Dra. Aimée Hernández de la Cruz

C/ Londres 65 1-3
08036 Barcelona

(ver mapa)


93 363 34 78
(1ª visita gratuita)

Instituto Arán & Hernández

Medicina y Cirugía Estética

Rinoplastia o cirugía de la nariz

Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - RinoplastiaLa cirugía de la nariz (rinoplastia) es un procedimiento quirúrgico que puede producir cambios en el aspecto, estructura y función de la nariz. La rinoplastia puede reducir o aumentar el tamaño de la nariz, cambiar la forma de la punta, estrechar la anchura de las alas nasales o cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior.

Esta operación de cirugía plástica puede ayudar a corregir defectos de nacimiento, lesiones nasales y algunos problemas respiratorios.

No existe un tipo universal de rinoplastia que cubra las necesidades de cada paciente. La cirugía de rinoplastia se diseña para cada paciente dependiendo de sus necesidades. Las incisiones pueden hacerse por dentro de la nariz (rinoplastia cerrada) o disimuladas en lugares poco visibles de la nariz cuando se realiza una rinoplastia abierta. Puede realizarse una cirugía nasal interna para mejorar la respiración al mismo tiempo que la rinoplastia, practicándose una actuación sobre el tabique de la nariz (septoplastia) o los cornetes nasales (turbinoplastia), entre otras estructuras.

El mejor candidato para este tipo de cirugía es el individuo que busca la mejoría, no la perfección en el aspecto de su nariz. Además, tener expectativas realistas, buena salud y estabilidad psicológica son características importantes en un paciente que considere una rinoplastia. La rinoplastia puede realizarse en conjunto con otro tipo de cirugías.

La edad mínima para realizar la intervención es cuando haya terminado el crecimiento facial, generalmente a partir de los 15 o16 años. Si se trata de cirugía reconstructiva, es recomendable intervenir al cabo de un año del traumatismo. La intervención se suele hacer con anestesia general y dura aproximadamente 1 hora.

El cirujano, con su experiencia, le aconsejará sobre la forma y tamaño adecuados al resto de su cara; sin embargo el paciente debe expresar su opinión. A veces, además de una desproporción nasal, puede existir un exceso o defecto a nivel del mentón que produzca una disarmonía facial y que puede ser corregido al mismo tiempo, mejorando ostensiblemente el resultado de la intervención (mentoplastia de reducción o de aumento).

La anestesia general suele ser la técnica utilizada para la rinoplastia ya que mantiene al paciente totalmente dormido, con ausencia completa de dolor y lo que es más importante, con un control total de la vía aérea. La anestesia general permite al cirujano plástico actuar con total tranquilidad y con la máxima seguridad para su paciente. En rinoplastias de punta en las que no se practican fracturas óseas puede realizarse con anestesia local y sedación.

Postoperatorio

Cuando se completa la cirugía se coloca una escayola de yeso u otro material que ayudará a mantener la nueva forma de la nariz. También se colocan tapones nasales en ambos orificios para evitar el sangrado y estabilizar el tabique nasal. Al principio, la nariz está hinchada y la inflamación desaparece progresivamente. La mayor parte desaparece entre 10 -15 días pero pequeños cambios van sucediendo durante los primeros 6 meses a 1 año que es cuando se puede decir que el resultado ya es el definitivo.

Tras las primeras 24 horas, el paciente puede sentir la cara hinchada, molestias sobre la nariz y dolor de cabeza que ceden con medicación. Asimismo, el paciente debe permanecer tumbado con la cabeza elevada durante el primer día (excepto para ir al baño). Notará que la hinchazón y los hematomas alrededor de los ojos aumentan hasta alcanzar un máximo a los 2 o 3 días.

Aplicándose compresas frías disminuirá la hinchazón y se encontrará mejor. En cualquier caso, se sentirá mejor de lo que pueda parecer por su aspecto. La mayoría de los hematomas y de la hinchazón desaparecerán en unas 2 semanas (un mínimo hinchazón, prácticamente sólo perceptible por su cirujano, podrá durar unos meses).

Es normal que durante los primeros días se produzca un ligero sangrado por la nariz. No deberá sonarse la nariz con fuerza durante una semana, más o menos, hasta que los tejidos cicatricen. Si tiene tapones en la nariz, estos se retiraran en 1 o 2 días y así se encontrará mucho mejor (cuando se practica una septoplastia se deja en torno a 4 o 5 días). Después de una semana, o como mucho dos, se retirará la férula rígida del dorso de la nariz y los puntos de piel, si es que el paciente tiene.

Posibles complicaciones

Los riesgos comunes a cualquier intervención son: riesgos anestésicos, hemorragias e infección.

En cuanto a la rinoplastia, aunque el índice de complicaciones es bajo, los principales riesgos son:

Resultado estético insatisfactorio (leves asimetrías, resaltes cartilaginosos), dificultad en la respiración.

En los casos en los que el resultado no es el esperado, se pueden practicar pequeños retoques a partir de los 6 meses a 1 año.

Sobre la rinomodelación

Últimamente ha habido una fuerte promoción de esta técnica que también ha sido denominada bioplastia de la nariz o rinoplastia sin cirugía. Ha sido presentada como el último gran avance para solucionar problemas estéticos de la nariz, sin tener que pasar por el quirófano de una forma cómoda y sin riesgos. La rinomodelación se basa en el uso de implantes de relleno sobre la nariz para conseguir un cambio en su forma, en vez de usar técnicas quirúrgicas.

Nosotros estamos totalmente en contra de la rinomodelación por dos motivos:

En primer lugar en cuanto a la filosofía de la técnica, creemos que una nariz con dorso pronunciado o ganchudo debe mejorarse mediante una resección quirúrgica de la giba, no con un relleno de la raíz nasal que la disimule. Con el relleno se pierde la concavidad superior del dorso de la nariz, lo cual tampoco es estéticamente adecuado, ya que lo que hace es alargar el nacimiento de la nariz hasta casi el entrecejo.

En segundo lugar, el paciente suele querer un resultado permanente. Se han publicado estudios que demuestran que los implantes inyectables permanentes tienen un alto porcentaje de complicaciones (que son de difícil solución). Los implantes inyectables más usados por los que practican esta técnica son la polialquilimida y el polimetilmetacrilato (PMMA). Estos productos pueden producir efectos adversos severos como deformidades, abultamientos y desplazamiento de la sustancia inyectada.

Si quieres cambiar el aspecto de tu nariz, ven al Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán & Hernández a hacerte una intervención de cirugía estética de nariz. En nuestra clínica estética de Barcelona llevamos a cabo todo tipo de intervenciones de rinoplastia en Barcelona.

Bibliografía

1. Statements on the Safety of Permanent Soft Tissue Fillers in Europe. Daphne van Dam, M.D. Aesth Plast Surg. 2009; 33:479-481.

2. Delayed Immune-Mediated Adverse Effects of Polyalkylimide Dermal Fillers. Dr. Jaume Alijotas-Reig, Arch Dermatol. 2008; 144(5):637-642.

3. Adverse Reactions to Injectable Soft Tissue Permanent Fillers. Lise Christensen, M.D. Aesth. Plast. Surg. 2005; 29:34-88.

    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Aumento de mamas
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Liposucción
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Depilación laser
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández -  Toxina botulínica
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Aumento de labios
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Adelgazamiento
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Rinoplastia (antes y después)
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Rinoplastia anatomía normal
    Instituto de Medicina y Cirugía Estética Arán y Hernández - Rinoplastia resección dorso